Administrador de Sistemas todoterreno, pero especialista en el mundo del Software Libre y de los sistemas basados en Linux. Aunque no le hace ascos a otros entornos. Piensa que la principal virtud del Administrador de Sistemas es la adaptabilidad… La comunicación y el Marketing Online son los otros campos en los que últimamente se está involucrando y ganando experiencia. La pasión por lo que hace ha hecho que aunque empezase como técnico de campo, haya querido trasladar esa experiencia al ámbito de la formación, para poder compartir sus conocimientos con los demás.

Nos ha concedido un poco de su tiempo para hablarnos de sus cursos y contestarnos algunas preguntas sobre su opinión sobre el valor de las certificaciones de Linux en el Mercado Laboral de nuestro país.

 

canstockphoto126674301

 

¿Qué es lo que más te gusta de la filosofía del código abierto – open source?

Lo fundamental para mí del movimiento Open Source es la búsqueda de herramientas que estén realmente al servicio de la gente y el compartir conocimientos y herramientas que deberían ser patrimonio de todos. No puede ser que el software, que hoy en día es una necesidad fundamental para nuestro día a día, esté sujeto a los designios de una serie de empresas que hacen y deshacen a su gusto.

La colaboración y el trabajo conjunto está consiguiendo que el software libre sea de una grandísima calidad y que mejore a paso de gigante, convirtiéndose en algo realmente beneficioso para el conjunto de la humanidad, y no un producto de una empresa que encima que lo vende carísimo, si algo falla te lo tienes que tragar.

 ¿Qué ventajas supone para el mercado laboral ahora mismo dominar Linux?

Linux se está expandiendo muy rápidamente en el entorno empresarial. La gran mayoría de las grandes empresas se están decantando por usar Linux en el ámbito de servidores, por su demostrada estabilidad, flexibilidad, eficiencia y rendimiento, habiendo superado ya en cuota de mercado a las soluciones de Microsoft en este sector.

De cara a la PYME, Linux consigue una considerable reducción de costes, tanto por la eliminación de los costes de licencias (la mayor parte de las distribuciones de Linux son gratuitas) como porque permite aprovechar equipos informáticos más antiguos para desempeñar las funciones para las que las soluciones basadas en software de Microsoft o de Apple necesitan equipos potentísimos de última generación.

Por todo esto, al implantarse cada vez más soluciones informáticas basadas en sistemas Linux, se están generando una gran cantidad de puestos de trabajo de Administración de Sistemas especialistas en Entornos Linux. Es un campo, hoy en día, laboralmente en expansión.

¿Qué oportunidades laborales ofrece el tener Certificaciones de Linux en estos momentos?

El problema de la Administración de Sistemas en España es que apenas existe formación reglada sobre este tema. Los Ingenieros Informáticos universitarios aprenden a utilizar Linux, pero de un modo muy superficial, no al nivel de un Administrador de Sistemas que está en el día a día. Esto, acompañado de esa ansia de títulos que hay en nuestro país, hace que tener un título específico sobre un campo como Linux sea altamente valioso, ya que es el único título específico que existe sobre este tema, y por tanto va a garantizar muchos más puntos en tu CV de cara a un puesto relacionado con el mundo Linux.

Además, las certificaciones LPI tienen reconocimiento internacional, de modo es una valor añadido también para el que se plantee su futuro profesional más allá de nuestras fronteras.

¿Cómo enfocas las preparaciones de las Certificaciones Linux?

Yo siempre he creído que lo que da el conocimiento de Linux es el usarlo continuamente. Lamentablemente las certificaciones Linux no están pensadas de cara a los conocimientos reales que usamos como Administradores diariamente: las preguntas son muy específicas y suelen ser difíciles.

De modo que a mi gusta formar a mis alumnos de dos maneras: por una parte les enseño como es el trabajo real en los entornos Linux, y por otra parte les enseño cómo deben preparar específicamente el examen de certificación, gracias a mi experiencia en esos exámenes.

¿Qué crees que es tu mayor aportación a los Cursos que impartes?

Mis principales características como formador son la capacidad de comunicar, la cercanía y la experiencia en el terreno. Considero que soy muy buen comunicador y que soy capaz de que de un modo ameno y entretenido, los alumnos se puedan meter de pleno en un terreno que a veces puede ser complejo, como es el de la Administración de Sistemas y Linux. Mi manera de explicar y de relacionarme con los alumnos hace que sea cercano, y poder crear una atmósfera agradable al alumno hace que se aprenda más a gusto.

Y mi experiencia de más de más de 10 años tanto como formador como Administrador de Sistemas hace que pueda transmitir la realidad de los que es este mundo, más allá del plano teórico. A día de hoy sigo desempeñando labores de Administración de Sistemas en mi propia empresa, llevando las redes de muchos clientes de diversa índole, así que me mantengo actualizado en diversos escenarios reales que me dan una visión muy clara que puedo transmitir a mis alumnos, para que conozcan de primera mano como es el trabajo en condiciones reales.

¿Qué aconsejarías a la gente que quiere especializarse en el mundo de Linux, dada tu experiencia a lo largo de estos años?

En primer lugar que pierdan el miedo. Es un entorno nuevo, con el que no están familiarizados, pero si van sin complejos, poco a poco se enamorarán de él.

En segundo lugar, que nunca dejen de aprender, de formarse, de experimentar. El mundo Linux evoluciona constantemente, así que hay que estar al día de lo que ocurre

Y por último, compartir y ser generosos, nuestro conocimiento puede servir a otros y las soluciones que otros han encontrado pueden servirnos a nosotros. La belleza de este mundo es que hay tanta gente colaborando y compartiendo que siempre vamos a encontrar alguien que nos eche una mano.

Curso relacionado: