Vista la situación actual de España, donde el número de parados alcanza ya los seis millones, una problemática importante para todas las empresas es la gestión de los currículum vítae recibidos de los candidatos, ya sea porque la empresa busca un perfil determinado o simplemente porque recibe varios de ellos al día. La pregunta que surge ante la cantidad de papel que hay que gestionar es si, tanto para empresas como para candidatos, el currículum vítae en papel ha dejado de ser eficaz.

El problema que aparece en todas las empresas, y sobre todo en las PYMES, es la capacidad, tanto de espacio como de tiempo, de gestionar tal volumen de información. En este tipo de empresas lo más seguro es que el currículum vítae de los candidatos acabe en la papelera o, con suerte, reciclados por la otra cara en la impresora.

currículum-vítae-digital.

Pero una opción más cómoda e interesante es que la PYME gestione los datos de los currículum vítae de forma electrónica. Con este método, a partir de un formulario sencillo colgado en la página web de la empresa, los candidatos interesados introducen los datos de su currículum vítae, quedando siempre a disposición de la empresa en el caso de ser necesario. Otras formas más interesantes pueden ser un enlace a un currículum vítae online o digital, que se mantenga siempre actualizado (por ejemplo, LinkedIn). Así, la empresa, cuando lo necesite, tendrá acceso al currículum vítae del candidato, sin problemas de espacio o gestión o de posibilidades de desactualización.

Pero aunque decidamos seguir entregando nuestro currículum vítae en papel, existen pequeños detalles que lo pueden diferenciar del resto: un enlace a nuestro perfil de LinkedIn, más sencillo de actualizar, adaptar nuestro currículum vítae en forma de infografía, mucho más visual, o utilizar un código QR que enlace a un documento descargable,… Las posibilidades de destacar añadiendo un currículum vítae digital son muchas.

Podemos también enviar directamente el currículum vítae a través de las redes sociales, como Twitter u otras. De todas formas, un punto a tener en cuenta, y para facilitar el trabajo de los departamentos de Recursos Humanos, deberemos adaptar nuestro currículum vítae al formato europeo.

Según las últimas tendencias y vista la situación del mercado laboral, más allá de la ventaja del contacto físico (cara a cara) de entregar un currículum vítae en papel, deberemos plantearnos la conveniencia de añadir al mismo enlaces o métodos digitales, o directamente pasarnos al futuro, al currículum vítae digital, más dinámico, más actualizado, y con menos problemas de gestión y almacenaje.

Aquí tenéis un magnífico ejemplo de vídeo-currículum vítae: